China prohíbe a los menores jugar más de 3 horas a la semana

La estricta medida llega poco después de que un medio estatal chino calificara a los videojuegos como un “opio espiritual”.

La industria de los videojuegos evoluciona constantemente a nivel mundial. Sin embargo, para China es un tema que debe ser regulado a pesar de su popularidad, pues su gobierno anunció nuevas normas que afectarán a todos los menores de edad para evitar que se vuelvan adictos a los juegos.

A partir del próximo 1 de septiembre, los menores de 18 años solo podrán jugar viernes, sábados y domingos entre las 20:00 y las 21:00 horas. Esto sería una medida más estricta con respecto a la impuesta en 2019, que les permitía jugar hasta 3 horas los fines de semana y 1 hora y media en el resto.

La Administración General de Prensa y Publicaciones, organismo que dio a conocer la nueva ley, justificó el recorte de tiempo en videojuegos con la creciente preocupación por parte del gobierno chino a la supuesta adicción a los videojuegos entre los más jóvenes.

La responsabilidad de que se cumplan estas normas no recaerá sobre los padres de los jóvenes en China, esto será una tarea para las empresas desarrolladoras quienes deberán crear mecanismos de control para asegurarse que las medidas sean cumplidas.