Sudán y Etiopía están a punto de empezar una guerra

Gobierno sudanés denunció que un avión militar etíope violó su espacio aéreo el mismo día que un helicóptero sudanés se estrelló cerca de la frontera con Etiopía.

El día de hoy el Ministerio de Relaciones Exteriores de Sudán ha denunciado que un avión militar etíope penetró su espacio aéreo en plena escalada del conflicto militar entre ambos países. Sudán ha calificado la incursión de la nave de “peligrosa e injustificada” y ha señalado que esta maniobra del gobierno etíope solo provocará más tensiones militares en la frontera.

Esto se produjo apenas doce horas después que un helicóptero del ejército sudanés se haya estrellado cerca de la frontera con Etiopía en circunstancias desconocidas. Se presume que habría sido derribado por fuerzas etíopes, las cuales se encuentran en plena guerra civil con la región de Tigray, cuya población civil ha abandonado esta norteña región y ha emigrado mayoritariamente a Sudán en calidad de refugiados.

Hace apenas dos días, el gobierno sudanés también denunció la muerte de seis ciudadanos de su país en la aldea fronteriza de Algiraish. Los autores de los asesinatos fueron combatientes etíopes. Estas no son las únicas víctimas sudanesas ya que decenas de agricultores sudaneses han muerto en las últimas semanas sin poder contar con una cifra oficial de víctimas.

Una eventual guerra entre ambos países tendría consecuencias humanitarias catastróficas, además de poder involucrar a otros actores regionales como Sudán del Sur y Eritrea. El primero todavía tiene un conflicto con el país del cual se independizó hace pocos años mientras que el segundo apoya la creación de un estado de Tigray independiente aunque sin hacerlo público oficialmente.