Exigen demolición de casas en balneario de Colán en Piura

REDACCION/25JUL19REDACCION/25JUL19
REDACCION/25JUL19REDACCION/25JUL19
REDACCION/25JUL19

 

Un aproximado de 30 propietarios de casas de playa en el balneario de Colán, provincia de Paita, fueron notificados por la Superintendencia de Bienes Nacionales (SBN) para que desocupen sus viviendas, pues estarían ubicadas en un área restringida.

La demanda de desalojo ya se admitió a trámite en el Juzgado Civil de Paita, a cargo de la magistrada, Ingrid Diaz Valverde, en la cual la SBN exige que los posesionarios de las viviendas se retiren del área de 200 metros de playa por tratarse de una propiedad pública.

La SBN reclama en base a la vigencia de la Ley de Playas N° 26856 que establece que los balnearios son de dominio público. Se indica que los primeros 50 metros de playa, desde la línea de alta marea, es una zona intangible, mientras que los 200 metros siguientes son de dominio restringido.

Esto implica que solo se pudieron construir casas hasta la publicación de la norma, vale decir, en noviembre de 1997.

Después de dicha fecha, quedó prohibida “la adjudicación y/o construcción de inmuebles” en dicha área. Algo que al parecer no se respetó.

En base a esta norma, la SBN inició desde el año 2016 los trámites de recuperación de las zonas de playa a favor del Estado. La pretensión abarca viviendas ubicadas en los balnearios de Máncora, Lobitos, Colán y Yacila.

“Hace años se hizo una notificación y se hicieron unas marchas en Piura, pero nuevamente Bienes Nacionales ha continuado con el proceso y ya han hecho la denuncia. Están pidiendo una demolición a través del Juzgado de Paita”, explicó Ángel Colán, integrante del Frente de Defensa de San Lucas de Colán.

Es preciso señalar que el proceso de notificación se inició en el 2016, pero se paralizó luego de la marcha de los propietarios de viviendas, así como por intervención de los congresistas piuranos ante el Ministerio de Vivienda.

En el proceso, se exigía a los posesionarios a acreditar la propiedad de sus viviendas en vista que desde 1997 estaba prohibido construir inmuebles en el área de los 200 metros. Dos años después y con una demanda judicial en trámite, se reiniciaron las acciones.

De otro lado, Ángel Colán explicó que durante los años el mar ha ido ganando terreno y por ello ahora sus viviendas se ubican a una corta distancia de la playa.

Agregó que se reunirán con sus abogados para iniciar las acciones legales y contestar la demanda de la SBN en el Juzgado Civil de Paita.

Asimismo los vecinos afectados aseguran que la pretensión de la SBN sería desalojar a más de 300 posesionarios ubicados cerca de la playa, para luego vender dichos terrenos a empresas privadas.

Hasta el momento la SBN no ha emitido un comunicado público sobre este proceso.

Agregue un comentario

Subir