Manifestación este fin de semana contra el Brexit.

El Brexit, del que nadie sabe ya ni su propósito, ni su contenido, ni su calendario, ha creado una incertidumbre que ha sumido al Reino Unido en una crisis sin fin. 

Se ha demostrado que todas las promesas de los que promovían el Brexit eran engaños: la liberación del crecimiento gracias a emanciparse de las normas y los impuestos europeos, la subida de los salarios después de cortar la inmigración, la reinversión en sanidad y educación del dinero que se aportaba a la UE, la devolución de la soberanía al Parlamento y los tribunales británicos, la recuperación del lugar debido en la globalización, una salida rápida, fácil y sin costes.

El Brexit es el golpe histórico más devastador para el Reino Unido desde la guerra de 1914. Está acabando con todo lo adquirido con las reformas emprendidas desde los años ochenta, la enorme influencia que había logrado tener en la UE y su posición como cabeza de puente de Europa en la globalización. Por eso es importante extraer todas sus lecciones.

Agregue un comentario

Subir