Pekín-Daxing: 5 datos curiosos sobre el futurista diseño del que será el aeropuerto más grande del mundo.

Pekín-Daxing, situada a 46 km al sur de la capital china, abrirá sus puertas en fase de pruebas a finales de septiembre. Estará operativo en octubre, y se espera que lleguen a pasar por él unos 100 millones de pasajeros al año.

Tiene una capacidad de vuelos abrumadora: sobrepasará a la de los seis aeropuertos que tiene Londres, una de las ciudades más visitadas del mundo.

El aeropuerto fue diseñado por el equipo de arquitectos de la premiada Zaha Hadid, fallecida en 2016.

También trabajaron en él la empresa de ingeniería francesa ADP, especializada en aeropuertos. El proyecto fue ejecutado por el Instituto de Diseño Arquitectónico de Pekín (BIAD).

El curioso diseño está pensado para reducir las caminatas de los viajeros y hacer más eficiente el tiempo que pasan en el aeropuerto, minimizando las distancias entre los mostradores de facturación y las puertas de embarque.

"En las terminales suele ser imposible ver más allá de los controles de seguridad. Pero en esta los familiares podrán observar cómo sus seres queridos caminan hacia la puerta de embarque", dijo Zhang Ru, vocero del proyecto de construcción del aeropuerto, en declaraciones a los medios a finales de 2018.

Este aeropuerto "es el primero del mundo en un tren de alta velocidad que pasa por la terminal principal", según Li Jianhua.

El ingeniero señaló que también estará conectado a través del metro: "Hay seis vías en el metro con 16 estaciones directamente en el edificio de la terminal", señaló.

"Eso permite lograr un sistema de conexiones sin problemas".

El nuevo aeropuerto tiene varias funciones que le permitirán ahorrar energía.

Para ello, combinará el uso de energía solar y geotérmica con fuentes de energía tradicionales, de acuerdo con datos de la Comisión Municipal de Desarrollo y Reforma de Pekín.

Agregue un comentario

Subir